martes, 9 de febrero de 2016

¿La ambición es buena?

Periódico de Aragón, 7/2/16
La ambición, a falta de una palabra mejor, es buena; es necesaria y funciona.
La ambición clarifica y capta la esencia del espíritu de evolución.
La ambición en todas sus formas: la codicia de vivir, de saber, de amor, de dinero; es lo que ha marcado la vida de la humanidad.

Gordon Gekko, interpretado por Michael Douglas, Wall Street (Oliver Stone, 1987)

En noviembre de 2007 el Ibex 35 marcaba un máximo de 15.864 puntos para desplomarse hasta los 6.089 en abril de 2012.
El rebote le duraría tres años hasta los 11.866 puntos.
Echen cuentas de las pérdidas a cierre de la semana actual.
¿En serio la avaricia es capaz de empujar los mercados?
El miedo a perder es infinitamente más poderoso.
El pánico de un mercado financiero bajista puede arrasar la estructura productiva del país más desarrollado del planeta. Que se los pregunten a los damnificados de Terra, de Lehman o de las preferentes españolas.
El mundo ha cambiado y la ambición ya no es el faro que guía el viaje hacia el éxito de los yupis.
Los ejecutivos agresivos suenan casposos.
La colaboración, la conciliación, la accesibilidad y la diversidad son los nuevos mantras de un mundo globalizado y complejo, sin embargo obscenamente opulento en unas zonas y paupérrimo en otras. Sin barreras de edad, sexo o creencias, los emprendedores quieren conquistar la jungla de los negocios del futuro desde la ética y la sostenibilidad.
En 2020 del 75% de las empresas que cotizarán en el S&P, el índice bursátil de referencia en Estados Unidos, no hemos oído hablar de ellas todavía.
Emprendedores aragoneses como Pensumo, Podoactiva, Exovite, Te regalo una canción, Arelux, Mentalred, Libroraro, Cinemascomics, Hunteet, Social In Way, MyRetrobox, Soul and Soft, GP Ediciones o El Balcón de Alicia auspiciadas muchas de ellas desde las administraciones aragonesas (Instituto Aragonés de Fomento, Zaragoza Activa, Ibercaja…) apuestan por compartir conocimiento, apoyos e ilusión siempre dispuestos a comunicar sus proyectos, novedades y oportunidades de negocio. En la transparencia, en la ilusión y en un modelo de negocio adaptable a tiempos cambiantes está el secreto del éxito.
Los tiempos de la avaricia han quedado atrás.

Teldar Paper, Mr. Cromwell, Teldar Paper has 33 different vice presidents, each earning over 200 thousand dollars a year.
Now, I have spent the last two months analyzing what all these guys do, and I still can't figure it out. 
One thing I do know is that our paper company lost 110 million dollars last year, and I'll bet that half of that was spent in all the paperwork going back and forth between all these vice presidents. 
The new law of evolution in corporate America seems to be survival of the unfittest. Well, in my book you either do it right or you get eliminated.
In the last seven deals that I've been involved with, there were 2.5 million stockholders who have made a pretax profit of 12 billion dollars. Thank you.
I am not a destroyer of companies. I am a liberator of them!
The point is, ladies and gentleman, that greed -- for lack of a better word -- is good.
Greed is right.
Greed works.
Greed clarifies, cuts through, and captures the essence of the evolutionary spirit.
Greed, in all of its forms -- greed for life, for money, for love, knowledge -- has marked the upward surge of mankind.
And greed -- you mark my words -- will not only save Teldar Paper, but that other malfunctioning corporation called the USA.

Cazador de sonrisas

Star Wars